10/12/14

MARCOLFA GORLERI de RIVERA

Con anterioridad ya hemos publicado algunas referencias a las hermanas Gorleri, varias de las cuales actuaban como docentes en la Escuela Normal de Quilmes, desde sus inicios. También sus hijos y sobrinos se educaron en este establecimiento y hubo quienes desarrollaron luego alli mismo su carrera profesional.

Nuestro amigo y colaborador Chalo Agnelli  ha rescatado en los Archivos del Diario "El Sol" - de Quilmes- la nota necrológica que se publicara en 1940, cuando todavía desempeñaba funciones la Sra. Marcolfa ("Marcó") Gorleri de Rivera. Habia nacido en San Andrés de Giles el 25 de abril de 1881 y fue designada en 1932 como profesora de Educación Física y Estética en la Escuela Normal. Su padre italiano y su madre francesa dieron una numerosa prole a este país, doce hijos que siguieron caminos diversos en el quehacer público o privado. Algunos de ellos se establecieron en el noreste, donde todavía se encuentran descendientes con ese apellido. Hay quienes se dedicaron a la política, otros a las fuerzas armadas de triste memoria, algunos a la educación.

"Marcó" había residido en Misiones, pues en 1931 formó parte de una comisión de damas cuya finalidad era dotar de piso a la inconclusa Catedral de Posadas, comenzada en 1904 y que habia sido erigida en lugar de la antigua iglesia parroquial levantada en 1874. Falleció en Quilmes.


Dice el  periódico: "Aunque se presumía la inminencia de desenlace fatal, siempre habia la secreta esperanza de la naturaleza del que obrara el milagro donde la ciencia se daba por vencida de nada valieron los esfuerzos para librarla del mal del la del que aquejaba. La muerte se enseñoreó una vez más sobre el espíritu delicado de una mujer bondadosa, y una mañana, casi a la misma hora en que sus afanes se fundían para preparar sus clases para la Escuela Normal, se la llevo a las regiones ignotas del infinito. 

Desde Entonces la cátedra esta vacia. Las wue eran sus alumnas añorarán a la maestra ausente que dio prestancia a las funciones docentes que consagraron sus condiciones eximias.

Las flores que rodearon su féretro eran blancas, como su alma blanca que contagio de bondadosas virtudes a los que vivieron cerca de ella. 

Más de una vez, amigas, alumnas y familiares de han de inspirarse en su ejemplo como un deber imperativo del corazón que busca el contacto de los espíritus superiores.

Paz en su tumba ".

Véanse nuestras entradas de fechas 10/08/09, 06/03/11, 10/3/11, 4/10/12, 28/7/14 y 1/10/14.

Fuentes: Diario "El Sol"
www.familysearch.org
http://www.misiones.org.ar/posadas/posadas6.htm
http://www.territoriodigital.com/notaimpresa.aspx?c=7665299208365056

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada